Noticias Destacadas
Estás aquí: Inicio » Salud / Estilo de Vida Sustentable » Relacionan la contaminación ambiental con el Alzheimer
Relacionan la contaminación ambiental con el Alzheimer

Relacionan la contaminación ambiental con el Alzheimer

La contaminación del aire provoca daños en zonas cerebrales vinculadas al Alzheimer, reveló un estudio realizado por investigadores del CIBERFES en Barcelonabeta Brain Research Center (BBRC), centro de la Fundación Pasqual Maragall, en colaboración con investigadores del CIBER-BBN y del CIBERESP.

Se ha detectado que las personas más expuestas a dióxido de nitrógeno (NO2) y partículas en suspensión del aire de menos de 10 *m de diámetro (PM10), presentan una mayor atrofia cerebral y un menor grosor cortical en áreas específicas del cerebro que se ven afectadas en la enfermedad de Alzheimer.

Por el contrario, los investigadores observaron que los participantes más expuestos a zonas verdes tenían un mayor grosor en el córtex de determinadas áreas cerebrales. Por lo tanto, estas personas presentaban una mayor resiliencia a la enfermedad de Alzheimer que los participantes más expuestos a los contaminantes NO2 y PM10, vinculados al tráfico y en las industrias.

Nota relacionada: Contaminación afecta al corazón

«Los resultados de nuestra investigación van en línea con los estudios científicos recientes que demuestran que la contaminación del aire tiene un impacto nocivo en el cerebro y está relacionada con la incidencia de demencias. Nuestro estudio aporta por primera vez evidencia sobre el impacto negativo que la polución del aire puede tener en zonas del cerebro estrechamente vinculadas a la enfermedad de Alzheimer en personas de mediana edad sin problemas cognitivos», ha explicado la primera autora del estudio publicado en la revista Environment International, Marta Crous-Bou.

La recogida de datos para la investigación se llevó a cabo entre el 2013 y el 2014 sobre 958 participantes cognitivamente sanos del Estudio Alfa del BBRC, residentes durante al menos tres años en el mismo domicilio en la ciudad de Barcelona.

«Nuestro estudio aporta por primera vez evidencia sobre el impacto negativo que la polución del aire puede tener en zonas de cerebro estrechamente vinculadas con la enfermedad de Alzheimer en personas de mediana edad sin problemas cognitivos», asegura Crous Bou.

Transporte público y energías renovables, la solución

Los investigadores del BBRC ya han presentado a la ‘Asociación de Alzheimer International Conference’ los resultados del estudio. En este sentido, el doctor Nieuwenhuijsen asegura que «no podemos seguir manteniendo más tiempo este modelo de ciudad donde predomina el vehículo contaminante».

«Hay que incrementar el transporte público y activo, apostar por las energías renovables, por la electrificación del transporte motorizado y los sistemas de calefacción y reducir las emisiones de puertos y de la industria», ha añadido.

En 2018, un estudio encontró lesiones características de la enfermedad de Alzheimer en los cerebros de residentes de la Ciudad de México de entre 30 y 40 años.

 

 

Staff Tecnología Ambiental

Foto: Pixabay

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*

Scroll To Top
shares